Al ratito, pues.

(No mames, está bien chingón

y si la música estuviera invadiendo mi piel)

Mis preocupaciones y sensaciones son otras

Veo un país que no tiene consciencia de un camino diferente, pero sí su destino

Cavado por generaciones pasadas, maltratado y subyugado, mutilado y no obstante camina, a veces arrastrando la pierna colgada, otras corriendo hacía la ventana para sentir el precipicio que olvida

Se detiene y finge ser relevante en nuestro inconsciente colectivo

Es pobre y fuerte, a causa de la adrenalina que ha forzado su musculatura; nadie entiende porque no muere… pero tampoco lo publica.

corazón, entero, rasgado, con arrítmiastaquicardia y arterioesclerosis

por las gorditas de la mamá grande y la manteca en el agua

¡Cómo deslumbran sus colores… carmesí así y marfil , azul rey y un buey

No me articulo correctamente, desconozco mis mañas, y mis manos… posible demencia, no hemos hablado de eso como país.

Algunos unidos por el deseo de un comienzo, tras lo fulminante

No lo digas en voz alta, porque amargas la limonada.

Fetiches por la violencia, tolerancia a lo que no deseamos y vemos replicar, a veces en piel propia.

Un arma de dos filos… filamentos en realidad.

Pero tan resilientes dentro de la misma realidad que repite constantes potenciados a la N que varía de acuerdo con las erráticas discusiones en las vías públicas y silenciadas en las privadas

Algunos serán (emos) los que construimos a pulso, indicando voluntad y quizás un poco de locura. Pietismo

Esa mamá grande que cuida cuando la desdicha es demasiada, arropadora para todxs, cuan diversx sea, pues se postran y miran con tremenda-temerosa devoción

Y esos papás pequeños, que no ubican su lugar o destino fuera de un rol cada vez menos deseado, pero al parecer dado por derecho divino, cual rexroi

Ningunea su gente, tan fértil de humanos y creatividad

Insertos en un sistema que ni los entiende ni valora

Son. Con. Madre.

Posted in Death, Discusiones mentales, Explicaciones, Fruitcakes, Uncategorized | Leave a comment