Lo cagado que es la vida cuando dejas de reír

Hoy me senté y pensé en escribir un relato acerca de una aventura en moto con las canciones perfectas, gracias al dios del Ipod… pero luego me dio hueva, no tenía palabras para describir el sol y el viento, los verdes al lado del camino, las casas de colores y tamaños inexactos. Me la pasé bien, y quiero una moto… por esto no escribí el relato de esta aventura.

Luego, puse música y la canción de True Colors, de Phil Collins me inspiró para escribir una carta con buenos deseos, claro, con la canción de fondo… y luego pensé… no, no quiero, una decisión bien tomada debe ser respetada.

Cambié la música y le puse al shuffle, mejor conocido como el dios del IPOD/Itunes. Curiosamente apareció una lista de canciones de amor que borré hace más de un mes… No tengo idea cómo o porqué sucedió. Revisé varias veces la pantalla… esa lista no existe y el shuffle no reproduce listas, reproduce canciones al azar. Sigo empeñada en que no existen las señales y más aún, estoy demasiado cansada… cuando ya no hay más que dar, no existe otra opción. Pero neta, fue bien cagado que saliera esa lista en particular.

Así es… un poco de mi día, un poco de mi noche. Y sin embargo… no estoy confundida… sólo me río muy fuerte y pienso, qué bueno que esto no pasó hace un mes…

Seguro mis angelitos están leyendo mientas escribo, y sólo puedo decir…forgive me pretty baby.

Reitero… qué cagada es la vida cuando dejas de reír.

This entry was posted in Discusiones mentales, Explicaciones, Random Rants, The Kiss or A Kiss?. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s